Nuestra mente, ese gran almacén de pensamientos que nos libera o nos limita, que nos permite ser felices o desgraciados. Nuestra mente nos transforma, nos hace volar o nos mantiene atados.

De ti depende ser libre o vivir atrapado, tu actitud frente a la vida, esos ojos con los que observas y miras, servirán para mejorar tu calidad de vida cuando al procesar en tu mente las imágenes concebidas puedas desechar lo que te hiere y transformar el dolor en lecciones aprendidas, con humor, avanzando y evolucionando hacia un ser capaz de abrir sus alas al mundo y compartir su sabiduría con otras mentes, otros cuerpos, otras vidas con las que intercambiar pensamientos, amor y pasión sintiendo en tu interior una constante evolución.

Y cambiará tu mirada, tus andares, tu belleza se acentuará si consigues liberar ese gran almacén de pensamientos de cargas innecesarias, dejando espacio para aquellos momentos en los que te sorprenda la vida con personas extraordinarias.